Esta advocación fue a su vez quien, con el paso del tiempo, bautizó el lugar como aldea del Rocío, pues históricamente este enclave se conocía como La Rocina, por el arroyo homónimo que en las marismas desemboca. 1

En un principio la ermita tomó el nombre de Santa María de las Rocinas, pero al adquirir Almonte los terrenos de la ermita proclamó a la virgen como su patrona y le cambió el nombre a Virgen del Rocío.  3

Aldea-Virgen-del-Rocio

DONDE ESTA LA ERMITA DE LA VIRGEN DEL ROCÍO

La ermita del Rocío se encuentra en una aldea enclavada en el término municipal de Almonte, provincia de Huelva, al borde mismo de las Marismas del Guadalquivir, en la zona que se denomina “la Madre”, y rodeada por el Parque Nacional de Doñana.1

mapa-Virgen-del-Rocio-en-Andalucia

ALDEA DEL ROCIO

 Desde los años setenta, el lugar abandonado, que era El Rocío, se convierte rápidamente en un pueblo que contaba en 1990 ya con 1.750 viviendas. (Murphy, M.D. y Gonzáles Faraco, J.C., 2002, pág. 78) La mayor parte de ellas alineadas dentro de una matriz rectangular de calles que hace pensar en una ciudad moderna si hubiera asfalto en lugar de arena. La mayoría de las casas están construidas para acomodar a grupos de 20 a 40 personas. Casi todas tienen una cuadra para un par de caballos atrás. 5

mapa-virgen-del-rocio-en-hueva

 Rodeando la marisma, con caballos salvajes y una rica avifauna como paisaje, sus casas con típicos porches invitan a observar a los jinetes paseando por las calles de arena… Está claro al instante que El Rocío se distingue de cualquier otro pueblo contemporáneo. Su amplias calles, la cantidad de casas que están en alquiler durante el año y la gran iglesia no admiten la más mínima duda de que este escenario está construido y modificado en función a un evento clave: la romería de Pentecostés. Para esta ocasión, el tranquilo lugar se despierta y se convierte en una ciudad activa donde durante una semana, miles de rocieros y  turistas, muchos de ellos vestidos con traje de flamenco, disfrutan juntos de la fiesta y celebran la romería.5

Plaza-santuario-Virgen-del-Rocio

HISTORIA DE LA ERMITA ANTIGUA

A lo largo de su historia, la Virgen ha ocupado tres ermitas de dimensiones y morfologías más modestas que la actual, que se han dio superponiendo a lo largo de la historia en el mismo lugar y que ha cambiado su denominación de ermita por la de iglesia o santuario. La inauguración, en 1969, del actual santuario supuso un cambio fundamental en el paisaje de la aldea, de hecho creó una imagen nueva de La Madre y del entorno de la Virgen. 2

Ermita Mediaval

La ermita de Nuestra Señora de Las Rocinas era un edificio construido en la primera mitad del siglo XIII por la población musulmana, y que tras la conquista de los reinos de Sevilla y Niebla fue reaprovechado por el cristianismo para evangelizar las tierras recuperadas en la segunda mitad del referido siglo. Por tanto, muy probablemente fuera Alfonso X “el Sabio” quien convirtiera el oratorio musulmán en sala de oración cristiana, teniendo en cuenta para ello varios indicios: primero que Alfonso X era un rey cristiano y gran devoto de la Virgen; segundo, que las tierras del Condado de Niebla estaban reconquistadas desde 1262 y había que ir convirtiendo a la población, para lo que era necesario levantar nuevas capillas y oratorios o consagrar los existentes a la nueva religión, el cristianismo. 1

La primera noticia que de esta ermita tenemos nos viene fechada en 1309. 1

Alfonso X el Sabio mandó edificar, a finales del siglo XIII, la primitiva ermita mudéjar de Santa María de las Rocinas, y coloco una imagen mariana en un edificio preexistente. 1

En 1583, el concejo de Almonte adquiere el Caño Madre de las Marismas, donde se enclava la ermita y en 1597, Baltasar Tercero —indiano natural de Sevilla— deja en su testamento un legado para fundar una capellanía a favor de Nª Sª de las Rocinas, nombrando como su patrono al concejo de Almonte. Este último hecho fue fundamental para la consolidación de la devoción a aquella Virgen, pues los cultos comienzan a estar regulados en su santuario. 1

Foto de la antigua ermita Virgen del Rocío
Foto de la antigua ermita Virgen del Rocío

1612 Se realizan obras con el dinero de las rentas de la capellanía.

Ermita barroco

La ermita medieval que, tras el terremoto de Lisboa de 1755, fue sustituida por otra fábrica que responde al estilo tardío barroco imperante en las postrimerías del siglo XVIII. 1

Ciertamente la intervención debió ser larga y costosa. La sagrada imagen de la Virgen del Rocío, una vez más debió ser trasladada hasta la villa de Almonte, esta vez no por rogativas, sino para poder llevar a cabo las obras de reconstrucción del edificio que, a tenor de los datos aportados por la documentación, debió ser de gran envergadura, hasta el punto que la sagrada efigie de la Virgen recibió culto en Almonte, al menos hasta 1758, año en que se supone es trasladada a la aldea de su nombre. 1

Según nos relata Infante Galán, el nuevo templo toma una orientación litúrgica, es decir, se torna a dirigirse este-oeste, por lo que la portada principal de la primitiva construcción, que estaba dirigida norte-sur, quedaría situada ahora en el lateral del nuevo templo. 1

Por las imágenes que nos han llegado de su estado primigenio podemos resaltar el juego de volúmenes que tenía todo el edificio, incluso destacamos la existencia de una torre campanario en el lado izquierdo de la fachada, aunque a juzgar por las imágenes de escasa altura. 

Ermita del Rocío 1919-1943

Mirando desde su parte frontal, la fachada estaba presidida por un nártex al que se accedía por la puerta principal del templo. Era un vano de arco rebajado y de escasa altura, arriba del cual se abría otro vano, éste también con el dintel bajo, que era un balcón con antepecho de forja desde donde se colgaba el Simpecado de la Hermandad Matriz cada sábado de romería para recibir a las Hermandades Filiales en su presentación oficial. 

A sendos lados de la nave del templo se adosaban otras construcciones anexas a la ermita como eran la casa del Cabildo, la casa del capellán, cuadras, etc. 

El conocido popularmente como Cuarto de los Milagros, era uno de estos espacios, donde los devotos dejaban en ofrenda sus exvotos en señal de reconocimiento y gratitud a la Santísima Virgen por los favores recibidos. A esta sala se tenía acceso directamente desde el interior del templo, o bien desde el exterior, y a tenor de los planos consultados, nos aventuramos a decir que se encontraba a la altura del último tramo de la nave del templo. 1

Fachada ermita tardio barroca 1963

La reforma de 1915 estuvo auspiciada por el entonces párroco de Almonte, y a la postre, capellán de la ermita del Rocío, don Juan Luís Cózar y Lázaro. Para entonces el edificio tenía grandes problemas en las techumbres, por lo que incluso la sagrada imagen de la Virgen debió ser trasladada hasta Almonte a comienzos de ese mismo año, concretamente el día nueve de enero, donde permaneció hasta próxima ya la romería, justo hasta el día de la Ascensión del Señor, por lo que la estancia en la parroquial de la villa fue de cinco meses, y el tiempo empleado en los trabajos realizados en su ermita se dilataron tres meses. 1

Capilla-provisional-Rocio-1964-1969

Exteriormente la ermita siempre había estado blanqueada, es decir, pintada de blanco, seguramente cal diluida en agua, pero desde 1919, año de la Coronación Canónica de la sagrada imagen de la Virgen, la fachada es recubierta de losetas de barro para impedir las humedades. Éstas eran de barro en su color, rectangulares, y fueron colocadas en espiga. En esquema la fachada se había dividido en tres calles, estando la central presidida por la puerta de ingreso al templo, en la parte inferior; y por el balcón en la superior. 1

A cada lado del balcón fueron colocados sendos paños cerámicos con escenas de la romería, estando bordeados por una cenefa cerámica en la que aparecía el nombre de todas las hermandades filiales existentes hasta entonces. 1

Virgen del Rocío-Azulejo de la Puerta del Sol 1696
Virgen del Rocío-Azulejo de la Puerta del Sol 1696

En el lado izquierdo estaba representada la escena de la aparición de la Virgen, mientras que al derecho se había mostrado una escena de la romería con la Virgen en procesión. Bordeándolos aparecían, en el primero, el nombre de las hermandades de Moguer, Huelva, Benacazón, San Juan del Puerto, Triana y Rociana; mientras que en el otro fueron inscritos los nombres de Villamanrique de la Condesa, Pilas, La Palma del Condado, Sanlúcar de Barrameda, Umbrete y Coria. 1

El retablo mayor de la ermita puede fecharse aproximadamente hacia 1780 

ERMITA VIRGEN DEL ROCÍO ACTUAL

Ermita Virgen del Rocío sobre marismas
Fotografía de Jose Antonio Rodriguez

Hoy en día lo que se ve es un gran edificio blanco, que rescata la esencia de las construcciones labriegas andaluzas, los cortijos, o como expresan los propios autores en el anteproyecto. 1

La ermita actual tiene estilo marcadamente popular que puede encuadrarse dentro del neo-barroco popular andaluz, o como también se ha escrito, barroco sevillano de carácter rural. 1

Obras Santuario del Rocío 1964
Obras Santuario del Rocío 1964

El primer obispo de Huelva, Mons. Cantero Cuadrado impulsó la construcción del actual santuario, colocando la primera piedra en 1964. 1

La nueva edificación fue bendecida por el Obispo de Huelva, Mons. García Lahiguera, el día doce de abril de 1969, entrando la sagrada imagen de la Virgen en él en la jornada siguiente, procedente de la ermita provisional que se le había levantado en el extremo norte del solar. 1

En el conjunto habría que diferenciar dos construcciones diferentes, la del templo y la de las distintas dependencias de la Hermandad, como son despachos oficiales de recuerdos, apartamento del santero, dependencias para los hermanos que asisten a la romería, y habitaciones varias para el obispo, y los sacerdotes. 1

ermita-virgen-del-rocio
Fotografía Michel Renard

El templo tiene orientación litúrgica, es decir, está orientado en dirección oeste-este, lindando en su costado sur con la Madre de las Marismas del Guadalquivir, a donde van a dar las aguas del arroyo de La Rocina, de donde la sagrada imagen toma su primitivo nombre. 

El interior del templo es de gran amplitud. Se trata de una iglesia de tres naves, con planta basilical y crucero, con la cabecera recta al exterior, pero con presbiterio circular. 

La nave central del templo se cubre con una bóveda de cañón a la que se le han abierto cuatro óculos cerrados por vidrieras a cada lado, haciendo un total de ocho. Cada una de ellas se corresponde con un tramo de arcada de las naves laterales, separadas por ficticios arcos fajones marcados con yeserías, que se apoyan en monumentales pilastras de fuste estriado y capitel corintio, siendo las basas de éstas el plinto de mármol rojo que bordea no sólo los pilares, sino también el interior del templo. 1

fachada-Virgen-del-rocio

TECHO

La cubierta exterior es a base de teja árabe, dejándose ver en ella los lunetos, que interiormente son las vidrieras, rompiendo así la simetría del tejado, y confiriéndole a éste cierto movimiento y cromatismo, pues cada luneto está coronado por una perinola cerámica. 1

Santuario-Virgen-del-Rocio-vista-aerea

VIDRIERAS

Las vidrieras de los brazos del crucero representan los escudos de las ocho capitales de provincia andaluzas, mientras que las ocho de la nave central del templo muestran diferentes motivos: el año de 1969, que es cuando se bendice el santuario; el escudo de Almonte, pueblo del que es Patrona la Virgen del Rocío desde 1653; el escudo de la diócesis de Huelva, a la que eclesiásticamente pertenece la aldea; el escudo de Madrid, por ser la capital del país; el año de 1920 y el escudo pontificio, fecha en la que S. S. Benedicto XV otorga el título de Pontificia a la Hermandad Matriz; el emblema mariano, por ser un templo con una advocación de la Virgen; el año de 1920 y el escudo real, por ser ésta la fecha en que S. M. Alfonso XIII concede el título de Real a la Hermandad; y por último el escudo de la Hermandad Matriz, germen del movimiento mariano rociero. 1

RETABLO

El presbiterio, curvo interiormente, se cierra con una bóveda de cuarto de esfera, donde ya hoy luce terminado y bendecido el retablo mayor, una máquina neobarroca de gran tamaño. 1

El diseño del actual retablo salió del proyecto que hizo el historiador Juan Infante Galán de manera totalmente altruista y desinteresada, sólo que éste debió ser modificado en cierto modo para acomodar su idea al ábside curvo del templo. 1

retablo-iglesia-Virgen-del-rocio
retablo iglesia Virgen del Rocío

el retablo mayor, inspirado en el que preside la Colegial del Divino Salvador de Sevilla. Su estilo neobarroco sorprende por su apego a las formas estructurales y decorativas del Setecientos. Se construyó entre 1979 y 2006. 1

Su proyecto lo realizó entre 1977 y 1978, y en 1979 es presentado al obispo de Huelva para su aprobación. Infante Galán partió básicamente del modelo del antiguo retablo dieciochesco, estudiado en el capítulo precedente. Así, el treinta de agosto de 1980, en la secretaría del santuario rociero, se firmó con el tallista Antonio Martín Fernández y con el carpintero Francisco Bailac Cenizo 1

el cuerpo del retablo propiamente dicho. Éste tiene siete calles, estando articulado por dos pares de columnas corintias de orden gigante soportadas por unas gigantes ménsulas sostenidas por atlantes, y sobre las que se apoyan a su vez unos grandes modillones. 1

Las columnas están talladas en su integridad y muestran el fuste estriado, a excepción del tercio inferior del mismo, en el que aparecen exornos vegetales propios de la zona, tales como cardos, relacionados directamente con el duro peregrinar; y en la parte superior, bajo los capiteles corintios, muestran una guirnalda de tela roja y frutas entre las que aparecen granadas, de clara simbología cristiana; piñas, referentes a los espesos pinares del cercano Coto de Doñana; manzanas y brevas, en clara referencia a los árboles del paraíso, a la vez que estas guirnaldas de telas talladas ponen en contacto directo estas columnas con las del retablo del XVIII. 1

Estas cuatro columnas son los elementos sustentantes, y el elemento sustentado es un ancho entablamento que recorre todo el retablo y separa el cuerpo central del mismo, del ático. Encima de este entablamento y correspondiéndose con el eje de las columnas que lo soportan, pueden apreciarse cuatro gigantescas volutas sobre las que se apoyan cuatro ángeles músicos. 1

Altar Virgen del Rocío musicos
Fotografía de Jose Antonio Rodriguez

Entre las ménsulas aparecen las cabezas de cuatro Padres de la Iglesia Latina. De zquierda a derecha podemos enumerar los siguientes personajes: 

– San Ambrosio, doctor de la Iglesia, nacido en Tréveris hacia el 340, y fallecido en Milán en el 397, donde fue obispo por aclamación popular desde diciembre del año 374. 1.

– San Agustín, nacido en Tagaste, actualmente Suq Ahras, pequeña ciudad de Numidia, en el 354. Muere en Hipona en el 430, donde fue obispo.

San Jerónimo, nacido en Estridón, entre Dalmacia y Panonia, hacia el año 346, y fallece en la ciudad de Belén en el 420. 

– San Gregorio Magno, nacido en Roma hacia el año 540, es elegido para ocupar la silla de san Pedro en el año 590, accediendo a ella con el nombre de Gregorio I. Fallece en el año 604 . 1

Foto del interior del santuario Virgen del Rocío
Foto del interior del santuario Virgen del Rocío

La calle central es la más ancha de todas y la que se sale del plano del retablo para introducirse en el espacio del presbiterio. En ella es donde se encuentra el espacio que ocupa la sagrada imagen de la Virgen del Rocío. La calle central de cada lado está presidida por una escultura de bulto redondo, mientras que en las laterales aparecen altorrelieves con diferentes escenas de la vida de la Virgen. 1

Este espacio destinado a cobijar a la Virgen del Rocío se cubre con una pequeña bóveda de medio cañón con talla de rocallas y hojarascas, apareciendo cuatro altorrelieves con parejas de querubines, y sendos relieves con parejas de ángeles músicos y oferentes. 1

A los lados del Pentecostés, y sobre las grandes volutas que se apoyan en las columnas, aparecen cuatro grandes ángeles músicos que aparecen tocando diferentes instrumentos, algunos de ellos propios de la zona y empleados en la romería que cada año se celebra por pascua de Pentecostés en honor de la Virgen del Rocío. Así, de izquierda a derecha, los ángeles van tocando la gaita y el tambor, una trompeta, una pandereta y una guitarra.1

el actual retablo del altar mayor del santuario del Rocío es una gran máquina neobarroca ejecutada entre los veinte últimos años del siglo XX y los diez primeros del XXI, una obra dilatada en el tiempo en la que han plasmado su quehacer diferentes artistas de reputado prestigio, y que se ha ido instalando en diferentes fases, aprovechando para ello los tradicionales traslados de la Virgen del Rocío hasta la iglesia parroquial de Almonte, permaneciendo en la villa durante nueve meses, hecho que desde mediados del siglo XX se viene celebrando cada siete años.1

el zócalo de mármol y el banco se colocaron entre 1991 y 1992; el cuerpo del retablo y el relieve con la escena de Pentecostés entre 1998 y 1999; y el cuarto de esfera con los ángeles y la Trinidad durante el siguiente traslado de la Virgen a Almonte, entre 2005 y 2006, momento que hubo de aprovecharse también para dorar las piezas que habían sido instaladas, pero no doradas, como los intercolumnios. 

Por tanto, hubo una primera bendición solemne del retablo y del camarín, celebrada el 14 de junio de 1999, ya que a partir de entonces la sagrada imagen de la Virgen del Rocío empezó a ocupar su sitio en el retablo; y otra, ya definitiva, el 29 de junio de 2006, día de la solemnidad de san Pedro, Patrón de la Villa de Almonte, con el retablo terminado en su totalidad. 1

FACHADA

La portada se diseño en 1979, bajo la dirección de uno de los arquitectos que había participado del proyecto del templo, don Antonio Delgado Roig. 1

Fachada santuario Virgen del Rocío
Fotografía de Jose Antonio Rodriguez

A ambos lados de la portada se abren, en el piso bajo, los despachos oficiales de recuerdos, con un total de nueve vanos adintelados, siendo dos de ellos ventanas de gran tamaño. En el piso superior aparecen sendos balcones corridos. El del lado izquierdo abarca cinco puertas, y el de la derecha, tres, todas ellas de medio punto con sus correspondientes alfices. 1

Esta posee una altura que hasta lo más alto de la cruz que la remata, llega a alcanzar los veintiséis metros y medio. Su vano de entrada se abre bajo una gran concha marina que mide, en su parte más ancha, ocho metros y diez centímetros, y la propia puerta tiene unas dimensiones de tres metros y treinta centímetros de ancho por una altura máxima de cinco metros y quince centímetros, y es un arco rebajado que recuerda el ingreso a la antigua edificación. Todo este arco está bordeado por una moldura de escayola con una anchura de sesenta centímetros.  1

Fachada ermita Virgen del Rocío
Fotografía de Jose Antonio Rodriguez

La concha ahí colocada tiene su propia simbología. Por un lado es símbolo del bautismo, sacramento por el que la persona entra a formar parte de la familia de la Iglesia, y por otra parte también simboliza al peregrino, acogiendo a los romeros y al transeúnte, e invitándolos a entrar y así formar parte de la familia cristiana. Sin lugar a dudas, este programa simbólico termina en el presbiterio, donde se abre el camarín que preside la sagrada imagen de la Virgen del Rocío, por lo que, al invitar al espectador a entrar y formar parte del cuerpo místico de la Iglesia a través del bautismo218, y mas tarde encontrarse con la Virgen, llegamos a conocer a Jesús, a quien la imagen mariana presenta en el centro de su regazo. 1

PORTADA

La propia portada tiene tres cuerpos bien diferenciados. El primero es donde se abre la puerta de acceso al templo, bajo la concha marina que ya se ha comentado; el segundo es un cuerpo de campanas, y el tercero también, estando coronado por una cruz de forja 

La puerta principal, como queda recogido en una placa metálica colocada en su cara interior, fue donada por el vecino de Huelva, Martín Cambra Quintero, en 1966. 1

ermita-Virgen del-rocio vista lateral

En sentido ascendente, a continuación de la venera encontramos tres grandes paneles cerámicos con una altura, cada uno de ellos, de un metro y noventa centímetros por una anchura de un metro y veinte centímetros aproximadamente. 1

el primer cuerpo de campanas. En éste se abren tres huecos, que se corresponden en su parte inferior con los espacios que ocupan los tres paneles cerámicos, 1

En los extremos exteriores se alzan sendos pináculos cerámicos, igual en color a los antes mencionados, pero de diferente hechura, siendo además algo más pequeños que los anteriores, pues miden dos metros y diez centímetros de alto por cincuenta centímetros de anchura máxima. 1

Este cuerpo de campanas está rematado por un frontón curvo del que se eleva el pedestal de una gran cruz de hierro. Ésta alcanza los tres metros y veinte centímetros de alto, y fue realizada en Almonte, por don Genaro Faraco, maestro forjador, quien se basó para hacerla en la cruz de la Cerrajería, que hoy está en la sevillana Plaza de Santa Cruz. El motivo de hacerla réplica de aquella es que la cruz sevillana fue realizada por don Sebastián Conde, herrero natural de Almonte, del siglo XVII . 1

portada-ermita-Virgen-del-Rocio

Las cuatro campanas que poseen sus propios nombres: San José, Salvador, Lirio de las Marismas y Blanca Paloma. Fue bendecida el dos de mayo de 1981. 1

Exteriormente sólo se aprecia uno de los laterales, el costado sur, pues el lado norte queda tapado con la edificación de la casa de la Hermandad. 1

El lateral del santuario que mira a la marisma nos deja ver con detalle los diferentes volúmenes del edificio completo, aunque en esta fachada destacan dos zonas, que a su vez se corresponden con las dos entradas al templo desde este lateral, la que accede a la nave y la que da paso al crucero. 1

La primera de ellas permite el paso desde el exterior hasta el segundo tramo de arcada del templo. Al mismo tiempo, desde ese espacio previo al recinto sagrado, se accede a una sala que se ha usado como sacristía para los eventos multitudinarios, pero que ya hoy se está utilizando como dependencias de los despachos oficiales de recuerdos. El cerramiento de esta zona, al interior del templo es con puerta de dos hojas, y el exterior es con cancela de hierro de medio punto. 1

Adosado a esta dependencia, al lado derecho, ha estado hasta 2011 la Capilla Votiva, el espacio destinado a contener los veleros donde los fieles depositan las velas como ofrendas a la Virgen. Esta capilla, que se diseñó para albergar tres paneles de azulejería con motivos diferentes de la romería, sólo llegó a acoger el que ha presidido siempre esta sala, que representa a la Virgen del Rocío. 1

La otra portada a la que antes aludíamos es la que permite el acceso a la ermita por el brazo derecho de la planta. Ésta es adintelada, como la del otro brazo, y exteriormente muestra un tejadillo a un agua, imprimiendo de esta manera un poco de movimiento y color a una fachada plana y blanca de gran tamaño. Esta pieza se muestra apoyada en sendos codos de forja, y se adorna interiormente con maderas y cerámicas, a la vez que protege un paño rectangular de azulejería en el que aparece una inscripción alusiva a la Santísima Virgen: “Reina de las marismas. Dios te salve”. 1

Para conmemorar la ilustre visita se colocó en 1994 un azulejo pintado, obra de J. Soriano, de Benacazón. 

Los azulejos de la fachada se realizarón en el taller de J. Soriano, en la que aparece la Virgen del Rocío en el rectángulo central, y los apóstoles en los espacios laterales, a izquierda y derecha, presentándose así la escena de Pentecostés, momento en el que María y los seguidores de Jesús recibieron el Espíritu Santo, que bajó a ellos en forma de lenguas de fuego. En su ejecución se han empleado los tonos azules sobre fondo blanco, destacando sólo las gotas flameantes de las llamas. Fueron costeados por la Hermandad del Rocío de Valencia. 1

En 2002 se abrió una nueva capilla en el interior del santuario. Se trata de un espacio que se ubica en el brazo del lado del evangelio, en la arcada contigua a la de la nave lateral del edificio. Esta capilla, de modestas proporciones, fue hecha para dar cobijo durante todo el año al paso procesional de la Santísima Virgen del Rocío. 

La solería que se quitó, un terrazo de grano claro, había sido desgastada por la arena, que actuó en la superficie como una potente lija. Una vez levantada fue triturada, sirviendo el producto resultante para la base de hormigón que se empleó en la reconstrucción del puente del Ajolí, puerta de entrada al Rocío de multitud de hermandades rocieras. 1

CAPILLA SACRAMENTAL

La capilla sacramental ha quedado instalada en el extremo este del brazo sur del templo, justo al lado de la capilla del Patronazgo, que hasta la bendición de la nueva capilla sacramental se ha venido utilizando con este mismo fin. 1

CAPILLA PENITENCIAL

En cuanto a la capilla penitencial, habría que destacar su ubicación, pues ésta está en el mismo lugar que hasta hace unos años ha ocupado la capilla votiva, es decir, justamente frente a la capilla sacramental, en el extremo oeste del brazo sur de la nave. 1

CAPILLA VOTIVA

La capilla votiva no está dentro del recinto de la ermita ni de sus dependencias, aunque sí forma parte del conjunto arquitectónico. 1

La capilla votiva es aquella a la que los fieles se acercan para depositar las velas ofrecidas a la Virgen. 1

Monumento Virgen Rocío pastora capilla votiva
Fotografía de Jose Antonio Rodriguez

Para tal fin se ha levantado un edificio diseñado ex profeso en el lugar que ha venido ocupando un almacén de la Hermandad Matriz, junto a la Hermandad de Huévar del Aljarafe, justo a la orilla de la marisma y en el lateral sur del santuario. 1

Museo

Tesoro de la Hermandad Matriz de Ntra. Sra. del Rocío, que fue bendecido por el Excmo. y Rvdmo. Sr. Obispo de la diócesis de Huelva, don José Vilaplana Blasco el 10 de julio de 2014. 

La entrada y salida a las salas de exposición se efectúa a través de los despachos de recuerdos.

Ambas salas se han concebido con cinco grandes vitrinas cada una de ellas, lo que facilita la colocación y exposición de enseres de la Hermandad y ternos completos de la sagrada imagen de la Virgen. Aparte de eso, el espacio resultante es aprovechado por elementos movibles para la exposición de algunas piezas de gran interés, como puede ser el azulejo de 1696, entre otras. 1

Fuentes:
1. Manuel Galán Cruz Tesis Santuario del Rocío. 
2. Águeda Villa Díaz. El Rocío y el turismo de peregrinación.
3. José Luis Paniza P., Inmaculada Puertas C.El Rocío: Análisis descriptivo de una romería dual. 
5. Eddy Plasquy